El vino ecológico saca músculo en FENAVIN 2017



El vino ecológico saca músculo en FENAVIN 2017" data-width="450" data-show-faces="false" data-send="true">

Día 16/05/2017

El vino ecológico saca músculo en FENAVIN 2017

La Feria Nacional del Vino, FENAVIN, ha sido en su última edición, celebrada en Ciudad Real entre los días 9 y 11 de mayo, el gran escaparate al mundo de los vinos ecológicos ya que un 20% de los expositores, casi 400 de los 1.802 que han participado, eran de esta categoría. Con estas cifras, el sector ha duplicado su presencia respecto a la edición 2015.

El sector ha aprovechado Fenavin 2017 para sacar músculo y hacer una demostración de su fortaleza, pero también para darse a conocer, y para ello ha utilizado fundamentalmente dos herramientas. De un lado la Galería del Vino, donde alrededor de un 14% de las referencias que se han podido catar -208 de 1.492- tenían certificación, y de otro el programa de actividades, ya que en esta edición cerca de un 10% de las catas y conferencias de empresas y asociaciones tuvieron relación con el sector.

Durante los días de la feria se ha hablado, y mucho, de ecológico y se han puesto sobre la mesa sus retos a medio plazo para el mercado español, retos que pasan principalmente por aumentar el consumo. Y es que, aunque la tendencia es al alza y el público está cada vez más concienciado con el medio ambiente y la salud, la mayor parte no conoce todavía este tipo de vinos, algo que no ocurre en otros países vecinos.

Por eso, y para encontrar la fórmula que ya se aplica en Europa, se celebró una mesa redonda en la que participó el comprador de vinos de Systembolaget, Anders Barren, el jefe de compras de Riegel Weimport GMBH, José Serrano, y director de la distribuidora Vinos de Calidad CLM,  Juan Sánchez Multiterno, que concluyeron que el reto en España continúa siendo el incremento del consumo, aunque el mercado va a ir creciendo significativamente.

En otros países, como Suecia o Alemania, los consumidores están más concienciados a la hora de elegir productos orgánicos. Así lo explicaba Anders Barren, que hablaba del caso de Suecia. “Allí la situación es distinta, pues en el año 2013 hubo un punto de inflexión social en el consumo ecológico; entonces fue el consumidor el que impulsó la demanda, probablemente por los debates públicos que se generaron en torno a la alimentación ecológica, frutas y verduras principalmente. La gente tomó conciencia y la demanda creció un 100 % en un solo año y ha seguido creciendo de forma mantenida”, dijo.

En la Feria, por otro lado, también participó la asociación Spanish Organic Wines, SOW, que quiso escenificar su puesta de largo. Creada en 2014, actualmente cuenta con más de 100 bodegas de 39 DO asociadas, de las alrededor de 900 que existen en España. A la presentación asistieron, además de su presidenta, Esther Pinuaga, el presidente de la Asociación Española de Periodistas y Escritores del Vino, José Luis Murcia, y la consultora enológica y representante de la prensa internacional, Mª Isabel Mijares, así como el subdirector general de Calidad Diferenciada y Agricultura Ecológica del Ministerio de Agricultura, Francisco Javier Maté.

Maté, además de mostrar todo el apoyo al sector ecológico, consideró que se encuentra en un punto crítico “donde deja de ser una minoría no escuchada para ser una minoría con peso”, minoría que es ya “significativa” para plantear una estrategia a nivel nacional.

Ecovalia, la organización sin ánimo de lucro que promueve la producción ecológica y el consumo responsable, estuvo también representada en esta actividad, apoyando a la SOW, a través de su presidente, Álvaro Barrera, que celebró que el ecológico “se esté fortaleciendo tanto por superficie de cultivo como por consumo”. “Tenemos el reglamento específico, un 20 % de las bodegas nacionales, un consumo que llega a niveles importantes y nos faltaba tener una asociación como esta”, dijo.

Pero esta asociación también quiso estar en FENAVIN 2017 para presentar su concurso “El Ecosistema de Ecoracimo”, que este año ha celebrado su 18 edición y que es el más antiguo de España, con una cata en la que se pudieron probar los tres vinos con mejor puntuación de este año y en la que se reivindicó al vino ecológico como el futuro del sector.

El sumiller de Ecoracimo, Fran León, y la directora técnica del concurso, Rocío Márquez, dirigieron la cata y expusieron las ventajas de integrarse en el ecosistema de Ecoracimo, cuyo éxito está en contar con panel de cata muy prestigioso, formado entre otros por la enóloga Mª Isabel Mijares, el presidente de la Asociación Española de Periodistas y Escritores del Vino, José Luis Murcia, y el equipo de Vinoselección.

Dentro del sector ecológico, este año también tuvieron su espacio en FENAVIN los elaboradores de natural. Bajo el paraguas de Inkordia Wines, las 16 bodegas que forman parte de este colectivo difundieron las bondades de sus vinos que cada vez, según declaró uno de sus miembros, Fabio Bartolomei, funcionan mejor en el mercado, a pesar de que el suyo siga siendo un pequeño nicho dentro del nicho que es en sí mismo el mercado del ecológico.

Finalmente, se presentó también, por primera vez, el Cannawine que, aunque no es un vino con marihuana, sí tiene cannabidol (CBD) extraído del cáñamo, una sustancia distinta al THC (la molécula responsable del efecto psicoactivo del cannabis, presente de forma ínfima en el vino), que procede de la planta cannabis sativa L. Elaborado en Cataluña por el enólogo Pau Albó, con un 50 % de uva garnacha y un 50 % de uva cariñena, el Cannawine tinto emplea cáñamo ecológico cultivado en el Delta del Ebro.



El vino ecológico saca músculo en FENAVIN 2017" data-width="600">

Marida tu vida con vino
Lallemand
 
VinoEmpleo
 
Diam
 
Della Toffola
 
Esto es Vino
 
LIEC QUALITY CONTROL
 
Enartis








Video de la semana
World Bulk Wine Exhibition 2017