CRISTINA VILLANUEVA: “Relaciono el vino con las alegrías porque ahogar las penas en él es muy triste”



CRISTINA VILLANUEVA: “Relaciono el vino con las alegrías porque ahogar las penas en él es muy triste”"data-width="450" data-show-faces="false" data-send="true">

Día 23/04/2019

CRISTINA VILLANUEVA: “Relaciono el vino con las alegrías porque ahogar las penas en él es muy triste”

Después de más de una década presentando La Sexta Noticias, la periodista acaba de publicar “Desplegando velas”, su primer libro que en menos de un mes ya va por la segunda edición. Aunque le gusta y disfruta con una copa de vino, a Cristina le toca más de cerca el tema del aceite de oliva. De ambos sectores, cada vez más unidos, hablamos entre plato y plato.


Cristina llega a nuestra cita con una botella de La niña de mis ojos, “me encanta este vino porque el Verdejo hace que sea fresco y verde y el Sauvignon blanc le da un toque más suave, más untuoso”, comenta antes de pedir la comida en Ponzano 12, restaurante elegido por ella al que acude semanalmente a comer atraída por la comida casera.

¿Cuántos vinos te tomaste para decidir “voy a escribir el libro”? ¡Si tuviera que contar los que me he tomado desde que decidí escribir el libro hasta que lo escribí, sería imposible! (risas) Lo que sí te puedo asegurar es que he brindado mucho, sobre todo cuando ya estaba terminado, porque hasta ese momento he estado muy ocupada así que llamaba a mis amigas al grito de guerra: “¡Vamos a tomar un vino!”.

¿Crees que el vino es el remedio para todos los males? Sí, pero sobre todo yo lo relaciono más con las alegrías porque ahogar las penas en vinos es muy triste.

¿Por qué vinos te sueles decantar? Yo elijo el vino según la variedad de la uva. Como me he criado en la zona de Alella y la uva que tienen es la Garnacha, me gustan mucho esos vinos blancos, potentes, pero también te digo que soy de probar cosas nuevas y ahora he descubierto la uva Mencía, que da unos vinos con cuerpo, pero a la vez suaves, y esa mezcla me encanta. De lo que no soy es de vino rosado.


"Sigo alucinando con que seamos capaces de gastarnos más por una botella de vino, que al final te la tomas en una sentada, que por una de aceite que lo tomas diariamente y que es la base de nuestra cocina."


¿Eres de las de abrir una botella de vino en casa? Pues, en casa no suelo tomar vino, salvo, de tanto en cuanto algún domingo que es cuando vuelvo de trabajar, cansada y ahí sí que estando en la cocina, con mi marido, mientras preparamos la cena abrimos uno, pero un vino fácil de tomar, ligero, que tampoco haya que hacerle un santuario…

Más allá de degustarlo ¿tienes alguna relación especial con el vino? Tengo más relación con el aceite porque mis padres son de Jaén y justo ahora acabamos de juntar las tierras de mis abuelos y han decidido que me las quede yo, porque yo soy la única que va y mi madre está feliz de que no perdamos esas tierras… El olivar está en Cambil, un pueblo blanco de Sierra Mágina, en Jaén, y aunque no es muy grande, por lo menos nos da para el aceite del año.

Vino y aceite cada vez están más unidos… Sí, si los comparamos, yo sigo alucinando con que seamos capaces de gastarnos más por una botella de vino, que al final te la tomas en una sentada, que por una de aceite que lo tomas diariamente y que es la base de nuestra cocina. Me imagino que tendrá que ver con que nos hemos acostumbrado a pagar poco por el aceite y nos cuesta mucho gastarnos más. Y tampoco tenemos una gran cultura olivarera, lo cual llama la atención siendo como somos el principal productor del mundo. Volviendo a lo que te había dicho de que yo elijo el vino por la uva, también deberíamos saber elegir el aceite por la clase de aceituna.

Y volviendo al vino, ¿crees que nos vendemos bien? Para nada. También es verdad que nuestro mercado interior no paga más, pero luego salimos al extranjero y te ponen una copa de vino que cuesta tres veces más que aquí y te das cuenta de que el vino es bueno, pero que no tiene que envidiar a un vino español que cuesta bastante menos.


"El vino es mucho más que un sabor, va con la cultura social, es el lugar donde te lo tomas"


¿Te has dado alguna vez un capricho enológico? Pues, últimamente muchos porque tengo un vecino francés y hacemos hasta competiciones de vinos. También me dieron a probar un Pingus, y aunque he probado otros vinos carísimos, tengo que reconocer que, ese en concreto, me pareció increíble. Al final yo, sin saber de bodegas, lo que sí tengo claro es qué vino me gusta y cuál no, y para mí eso vale.

¿Te atreves a hacer un maridaje? No, no, prefiero que me lo hagan, que hay gente que sabe mucho de eso... También hay que tener en cuenta que el vino es mucho más que un sabor, va con la cultura social, es el lugar donde te lo tomas. A mí me pasa con los jereces, que no me van mucho, pero voy allí y parar en un tabanco y tomármelo con una tapa, me parece maravilloso.

Para terminar, ¿nos cuentas algún descubrimiento en cuanto al vino? Sí, ¡me encanta tomar el vino tinto con chocolate! Tanto es así que uno de los recuerdos que tengo de mi noche de bodas es estar con mi marido comiendo una especie de brownie con chocolate líquido con una copa de tinto.



CRISTINA VILLANUEVA: “Relaciono el vino con las alegrías porque ahogar las penas en él es muy triste”" data-width="600">

Enolviz
Lev2050
Della Toffola
 
Esto es Vino
 
LIEC EXPRESS